PRINCIPALES FUENTES DE FINANCIACION

Entidades Bancarias / Entidades de crédito / Empresas financieras

 

El préstamo: Es un contrato por virtud del cual una persona (prestamista) entrega a otra (prestatario) dinero u otra cosa fungible, para que se sirva de ella y devuelva después otro tanto de la misma especie y cantidad.

La garantía hipotecaria: Requisito imprescindible para conseguir cualquier tipo de préstamo o crédito, tanto si es para comprar un inmueble como para cantidades elevadas destinadas a otros fines.

 

a).- LAS ENTIDADES BANCARIAS: La financiación tradicional. 

Son empresas supervisadas por el Banco de España, venden la financiación tradicional que ofrecen los Bancos, Cajas de Ahorros y algunas Cooperativas de Crédito, para consumo o para comprar vivienda u otros inmuebles que en el mismo acto se hipotecan para constituir la garantía real por el capital prestado; en ocasiones será necesario ayudar a dicha compra, avales, algún préstamo personal, créditos al consumo o disposiciones de tarjetas visa.

 

La financiación generalmente se solicita a estas Entidades porque ofrecen el mejor tipo de interés del mercado financiero y, aunque sus condiciones obedecen a un sistema muy rígido e imponen vincular al préstamo muchos productos, son los únicos que permiten la amortización durante muchos años.

  • Para conceder un préstamo o crédito las Entidades bancarias suelen exigir una fuerte vinculación del cliente con la finalidad de fidelizarle para el mayor tiempo posible, por eso, exigen asegurar la vivienda con una Compañía de seguros que ellos tengan concertada, también con el seguro de vida, domiciliar nóminas y recibos de suministros, hacer algún plan de pensiones o de ahorro, usar tarjetas de crédito al consumo; ofrecen electrodomésticos y otros enseres como pago en especie a cambio de los intereses de cuentas corrientes y a plazo, etc.

 

 

b).- LAS ENTIDADES DE DE CREDITO: Establecimientos financierosde crédito (EFC).

Son empresas financieras que no pueden captar fondos reembolsables del público y no están cubiertos por el fondo de garantía. Deben constituirse como SA, e incluir en su denominación social las siglas SA-EFC.

 

Estos establecimientos (EFC) tienen la consideración de “entidades de crédito” y son controlados e inspeccionados por el Banco de España. Su actividad principal es crediticia, operaciones de préstamo hipotecario, créditos personales y al consumo, la fnanciación comercial en general, gestión de factoring, el arrendamiento financiero y emisión de tarjetas de crédito, entre otras.

Funcionan de forma similar a las entidades bancarias, pero con tipos de interés más altos y con muchas comisiones añadidas que llegan a superar el 25%, seleccionan al cliente, exigendo nóminas, estabilidad laboral y no aceptan la existencia de anotaciones de impago.

Buscan clientes que necesitan dinero urgente y ofertan créditos rápidos desde los 500 a 6.000 euros, aunque algunas entidades ofrecen hasta los 60.000 euros, con un plazo de amortización de hasta los 60 meses para los clientes de mayor solvencia y con garantías.

 

Son muchas las sociedades SA registradas como Establecimiento Financiero de Crédito EFC, que ofrecen dinero rápido, COFIDIS, CREDIFIMO, CELERIS, MEDIATIS, SiIGMA, CREDIAGIL, CORREFOUR, AVANTCARD, AMERICAM EXPRESS, GEDESCO, EL CORTE INGLES, MERCEDES BENZ FINANCIAL, FRACCIONA, etc., aunque cada vez más los Bancos y Cajas utilizan ya este formato financiero para promover y ofrecer a sus mejores clientes préstamos al consumo y créditos preconcedidos, dada su alta rentabilidad y para evitar la morosidad en sus balances matrices; son ejemplo: (Banco Santander: UCI y SANTANDER CONSUMER; Banco BNP Paribas: UCI y CETELEM; Caixabank: FINCONSUM; Banco Pastor: PASTOR SERFIN; Banco Sabadell: SABADELL FINCOM), y cada vez muchos más.

  • Los créditos rápidos, llevan aparejadas altas comisiones de apertura, gastos de estudio previo, etc. que se incluyen en el importe a financiar o se descuenta del importe del préstamo. También hay que contar con las comisiones de devolución, impago o demora y los elevados honorarios de intermediarios que encarecen la financiación hasta el punto de hacer difícil la devolución del préstamo.

 

 

 c).- LAS EMPRESAS FINANCIERAS: El capital privado 

Son los préstamos ofrecidos por personas físicas o jurídicas (Empresas), distintas de las Entidades de crédito, que de manera profesional conceden préstamos o créditos al consumidor.

La actividad de concesión de prestamos hiptecarios a los consumidores y la prestación de servicios de intermediación financiera para contratar préstamos con los consumidores, está regulada por la Ley 2/2009 de 31 de Marzo.

 

Existe un amplio sector de personas que necesita liquidez y no encuentra respuesta en la banca tradicional (Bancos y Cajas de Ahorros), ni en los establecimientos financieros de crédito, porque no tienen ingresos justificables, por sumar alto riesgo en sus finanzas personales o por antecedentes como malos pagadores.

El tipo de interés en estas operaciones de capital privado es elevado, similar al de las tarjetas de crédito (20% a 25%) pero pueden solicitarse cantidades mucho mayores, siempre vinculadas al valor del inmueble que se ofrezca en garantía. El proceso dura solo unos días, por lo que para necesidades puntuales puede ser una buena solución pero debe evitarse como medio de financiación habitual. 

  • Recurrir al dinero privado es una posibilidad de financiación muy rápida y en ocasiones la única para las personas con deudas o ante necesidades puntuales de liquidez.

 

  

d).- LOS PRESTAMOS ENTRE PARTICULARES: El dinero privado "generalmente ahorros agrupados"

Siempre han existido prestamistas privados, generalmente se les asocia a personas con grandes fortunas, pero una gran parte son pequeños ahorradores que están dispuestos a invertir atraídos por la seguridad de la garantía hipotecaria.

Es una modalidad muy específica dentro del Capital privado, funciona básicamente igual, con la ventaja de que el tipo de interés admite mayor margen de negociación entre las partes, siempre en función de la garantía que se aporte. 

 

¿Dónde encontrar a los prestamistas particulares..?, contratar directamente con ellos es difícil y más si la urgencia de la necesidad apremia. Normalmente los anuncios en internet y otros m.c.s. son de personas que realizan intermediación* financiera como servicio, los cuales se encargan de reunir a las dos partes interesadas (prestamista y prestatario) una vez realizado el trabajo previo a la celebración de los contratos y el asesoramiento legal; posteriormente, después de sanear el historial  y limpiar los ficheros de impagos, suelen ayudar a gestionar una "refinanciación" en la Banca tradicional, no siempre con éxito.

Estos préstamos tambien se hacen agrupando ahorros de varias personas que están dispuestas a prestarlos animados la alta rentabilidad y la garantía hipotecaria. Son a corto plazo y suelen amortizarse con cuotas de carencia o al vencimiento.

  • Es un mercado en crecimiento que  genera nuevas oportunidades y ventajas. 

 

 

* Los intermediarios independientes estarán obligados a seleccionar entre los productos que se ofrecen en el mercado los que mejor se adapten a las características que el consumidor les haya manifestado, presentándoles, al menos, tres ofertas vinculantes de Entidades de crédito u otras Empresas sobre cuyas condiciones jurídicas y económicas asesorará al consumidor.

Ver: Ley 2/2009 de 31 de Marzo